Llamamos streaming al proceso mediante el cual se efectúa un flujo continuo de datos en Internet. De esta manera podemos acceder a todo tipo de contenido y disfrutarlo sin la necesidad de descargar previamente sus ficheros.

Conociendo esta definición no es difícil imaginarse las múltiples aplicaciones del streaming, tanto a nivel personal como profesional, para tratar con conocidos, con clientes, para posibilitar y mejorar la comunicación entre las personas, para publicitar productos o simplemente para mostrar contenido interesante para los usuarios.

En directo

Se trata de contenido que se visualiza conforme se está grabando y emitiendo, es decir en tiempo real o en vivo, y su emisión se promociona a través de diversos medios para captar el mayor número posible de espectadores.

Radio

El servicio de radio, sin duda, ha mejorado considerablemente gracias al streaming, pues, hasta hace nada, el ancho de frecuencia era un problema que hacía que escuchar tu programa de radio favorito en Internet fuese todo un suplicio. En la actualidad, puedes disfrutarlo como lo haces o hacías en la radio o incluso mejor, pues la conexión a Internet es tan buena que supera en muchas ocasiones la emisión y reproducción de ondas de radio.

Grandes acontecimientos

En la actualidad, debido al auge del uso de Internet y al declive de la televisión como medio de comunicación, muchos eventos deportivos, pasarelas y conciertos son transmitidos utilizando este cómodo sistema de emisión.

En estos casos, la empresa responsable decide entre vender el material a algún portal de visionado de streaming (quien decide ofrecerlo gratuitamente o cobrar por él) o, simplemente, opta por un sistema de pago por visualización.

Gamers

La moda de los videojuegos sigue aquí y una de las muchas aplicaciones del streaming consiste en que el universo gamer se expanda.

Los jugadores se muestran en directo mientras disfrutan de su videojuego favorito. A muchos puede parecerle un uso no muy interesante del flujo continuado de emisión, si bien, los gamers tienen muchísimo público, lo que, tarde o temprano, siempre se traduce en ganancias.

Algunos gamers se graban de manera gratuita porque les gusta hacerlo, habilitando la opción de recibir donaciones; otros directamente son contratados por empresas.

Reuniones y exposiciones

A nivel de coordinación de una empresa, comunicarse en directo es una opción muy adecuada, sobretodo para aquellas entidades que cuentan con trabajadores en lugares geográficos distantes.

Se pueden realizar reuniones de trabajadores de una misma empresa o de empresas distintas, tal y como se haría de manera física.

En diferido

Por supuesto, todo lo que se emite en directo es grabado y puede volver a retransmitirse bajo demanda o en diferido, si no, el material quedaría en el olvido. Pero también se incluye en este apartado aquel contenido que ha sido grabado sin llegar a emitirse, pudiendo incluso editarse antes de hacerlo.

Bancos de música

Sin duda, el boom del consumo bajo demanda. Existen aplicaciones que permiten disfrutar de cualquier canción del mundo, como una radio personalizada -caso de Spotify, que retransmite gratuitamente pero ofrece interesantes mejoras bajo pago-.

Bancos de vídeo

Lo mismo ocurre con el contenido audiovisual. Decenas de portales se dedican a retransmitir contenido de la nube para que sus usuarios lo disfruten, casi siempre de manera gratuita.

En este punto hablamos, por supuesto, de YouTube, el mayor portal de reproducción de vídeo del mundo, pero también hacemos referencia a todos aquellos que emiten otro tipo de contenido, como pueden ser películas, series y programas televisivos.