Sabiendo que el streaming consiste en la difusión de contenido sin necesidad de descarga previa, es fácil preguntarse cómo se muestra frente a otros medios de emisión.

Comparativa streaming-medios de comunicación más convencionales

A continución, podrás conocer cómo se consume el material a día de hoy en otros medios y la manera en que el mediaflujo es capaz de mejorar ese consumo.

Radio

Aunque la calidad de emisión de sonido de radio ha mejorado muchísimo -tanto en una radio convencional como en los canales de radio de Intenet-, el streaming ha sabido meterle mano, potenciándola y mejorándola.

La lectura en continuo ha permitido crear aplicaciones y programas que básicamente son radios a la carta o, más que radios, podrían considerarse bancos de música. Dispones de una increíble cantidad de canciones y de otras muchas opciones y características relacionadas que te van a permitir disfrutar de una experiencia musical perfecta.

También existen portales y páginas web donde podemos escuchar una emisora o un programa de radio tal cual, generalmente de manera gratuita. Pueden ser portales de emisión de contenido general o una web creada por la emisora (o por un programa de radio en particular) que ofrecen su contenido utilizando la difusión en flujo para ello.

Email

El correo electrónico es algo que a día de hoy se sigue utilizando muchísimo. Si bien, hemos de decir que la difusión en flujo también ha podido serpentear en este medio.

En este caso, la mejora consiste en poder ofrecer contenido pesado difícil de cargar en un email -o directamente imposible- con sólo enviar un link que redireccionará a un portal de streaming.

Se trata de un uso muy extendido entre empresarios y profesores y alumnos, acostumbrados a enviar y recibir un gran volumen de archivos pesados.

Televisión

La televisión hace mucho tiempo que perdió la batalla contra Internet. Al menos, ahora, gracias al streaming, han vuelto a captar audiencia.

Hace algunos años, con la popularización de Internet, una gran cantidad de personas dio de lado a la televisión para consumir información a través de Internet, de manera más rápida y cómoda. La televisión, con ello perdió un gran volumen de espectadores.

Sin embargo, la lectura en tránsito ofrecida a través de la red permite a los usuarios disfrutar del contenido televisivo en sus dispositivos móviles o en su propio ordenador, de manera que no es necesario pasar las horas en el salón de tu casa para ver una buena serie o película.

Podemos disfrutar de dibujos animados, programas, documentales y cualquier otro material televisivo de tres maneras.

  • Portales de tv en directo. Son webs que muestran una gran cantidad de canales en directo. Dentro de la web puedes elegir el canal que más te gusta y ver su contenido, como si estuvieses frente a un televisor.
  • Página web del canal de televisión: En este caso, el canal contrata a un proveedor de streaming y crea una web propia, que será el portal donde se emita el material televisivo.
  • Portales de streaming. Existen portales donde se puede ver todo tipo de contenido. Normalmente otras páginas ordenan el contenido y te redireccionan a estos portales emisores.

En definitiva, podemos decir que el streaming ha marcado un antes y un después en la manera de difundir y consumir contenido, siempre beneficiando al espectador al aportar facilidad y comodidad durante el visionado así como la capacidad de elegir qué quiere ver o escuchar en cada momento.